CABA: luego de la tragedia de “Costa Salguero” prohíben actividades en boliches bailables

Después de la tragedia de “Costa Salguero”, distintas ONGs le reclamaron una medida cautelar a la Justicia porteña, por lo que el Juez en lo Contencioso Administrativo y Tributario Roberto Gallardo dispuso este viernes prohibir “toda actividad comercial de baile con música en vivo o música grabada” en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires. Prohíben toda actividad en boliches bailables

La medida que afecta a más de una docena de boliches porteños, prohíbe toda actividad comercial de baile con música en vivo o música grabada en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires. El Juez Roberto Gallardo la ordenó ante el cuadro de impunidad e inexistencia de control estatal respecto de la actividad nocturna, y ante un pedido de distintas ONGs. El reclamo mediante una medida cautelar fue hecho por la Asociación Civil Vientos de Libertad, la Federación Argentina de Cartoneros y Recicladores, la Federación Universitaria de Buenos Aires.

El Gobierno de la Ciudad a cargo de Horacio Rodríguez Larreta, había informado luego de la tragedia de “Costa Salguero” donde murieron 5 jóvenes,  que se cumplieron los requisitos de habilitación; pero luego de marchas y contramarchas, con declaraciones oficiales que sembraron más dudas que certezas, el predio fue clausurado.

Notas relacionadas:
- Costa Salguero: fiesta electrónica con zona liberada y 7500 personas más de lo permitido
- Costa Salguero, fiesta electrónica trágica con cinco     muertos
- Desplazaron seis efectivos de Prefectura

El Juez Gallardo, detalló que de los boliches nombrados a continuación, cuatro realizan bailes sin estar habilitados, uno con la misma dada de baja, y los nueve restantes eventos de fiestas electrónicas. En el expediente judicial, aparecen los nombres de Rumi, Hummer, Rosebar, Groove, Niceto Club, Club Shampoo, Jet Loung, Asia de Cuba, Hood Club, The Roxi, Ink, Crobar, Bahrein y Mansión Wax. 

El Juez Roberto Gallardo tuvo en cuenta que en la mayoría de los locales y boliches denunciados se realizan fiestas electrónicas y otras actividades en incumplimiento de la normativa vigente, y fuera de todo control por parte de las autoridades. En los fundamentos de la medida, el Juez expresó “amparar a los jóvenes de los riesgos asociados a un modelo de negocio que combina la comercialización de sustancias adictivas de diverso grado de peligrosidad con la creación artificial de una atmósfera que a través de diversos mecanismos erosiona la autonomía de los jóvenes, aumenta exponencialmente la necesidad vital del consumo de agua mineral para luego venderla a precios exorbitantes”.

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.