La Presidenta ataca al espía preferido de Kirchner y la CIA

CAUSA AMIA Cristina ayer en su discurso “olvidó” que el ex presidente lo puso a cargo de la causa AMIA y lo ascendió a Director de Operaciones de la ex SIDE.

Por Daniel Santoro |

Cristina tiene a su “culpable perfecto” para tratar de esconder losíndice desaguisados que cometió en la causa AMIA desde el 2004 hasta la fecha: Antonio Stiuso. Ayer habló ante la ONU como si “Jaime” no hubiese sido el espía preferido de Néstor Kirchner quien se lo asignó en forma personal en el 2004 al entonces flamante fiscal de la AMIA, Alberto Nisman. Como si la decisión de ascender a Stiuso de director de Contrainteligencia a director General de Operaciones -el máximo cargo para un espía de carrera- hubiese sido tomada por la Revolución de Mayo. Además, Stiuso es de muy bajo perfil y está denunciado de haber sido el responsable de pinchaduras de teléfonos y mails de jueces, opositores y periodistas que le encantaban leer a Kirchner, según relató el ex ministro de Justicia, Gustavo Beliz.

Nadie duda de que Stiuso debe rendir cuentas de cómo manejó la causa AMIA, luego de lograr el desplazamiento del ex juez Galeano y los ex fiscales Mullen y Barbaccia, ante la Justicia. El problema para Cristina es que, hasta ahora, ningún juez lo llamó a indagatoria y menos pidió su captura internacional. Sólo los cuatro fiscales que la Procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó, en reemplazo de Nisman solicitaron un pedido de localización de Stiuso a Interpol.

10409071_728837180530133_1433635181792020059_n
                                                Cristina, cuando habló de la muerte de Nisman.

En su construcción de culpables, refritó la denuncia de una supuesta conspiración de Nisman y la dirigencia de la AMIA y la DAIA con los fondos buitre, basada en un artículo de su embajador ante el Holocausto, Jorge Elbaum. Parece que nadie le informó en su entorno que, la semana pasada, el fiscal Carlos Stornelli archivó la denuncia del peronista nacionalista Juan Labaké de traición a la Patria con esos dirigentes de la colectividad basada en ese artículo. Sin nombrarlas, responsabilizó a la AMIA y la DAIA por “la virtual paralísis” de la causa. Esto es porque hace más de dos años y medio pidieron la inconstitucionalidad del pacto con Irán y el Gobierno logró trabar una decisión, luego de enormes presiones sobre la Cámara de Casación Penal. Dijo que sólo le quedaba “apelar a la buena voluntad” de Irán para que extradite a los 5 acusados.

Además, habló de “datos estremecedores” de la causa Nisman sobre contactos con servicios de inteligencia extranjeros. Parece que Cristina también olvidó que Néstor pidió la colaboración de la CIA, el Mossad y los servicios de inteligencia de Alemania y Francia para tratar de resolver el caso AMIA. Entre tantos olvidos, nadie le explicó a la Presidenta que Stiuso era el “hombre de última instancia” de la CIA en la Argentina y que la comunidad de inteligencia no va a permitir que EE.UU. lo extradite a Argentina

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.