Archivo de la etiqueta: Persecusión

Ex juez Canicoba Corral: “Ha habido lawfare y una persecución en el gobierno de Macri”


| Lawfare | Persecusión judicial. El ex magistrado federal dijo que “nunca” vio cosas como “las que se resolvieron en estos últimos cuatro años”.


 

|El ex juez federal Rodolfo Canicoba Corral aseguró este sábado que existió el lawfare y que “ha habido una persecución” durante el gobierno del ex presidente Mauricio Macri.

 

“Es un término muy técnico pero sí creo que ha habido, está probado, no es un tema de creencias. Ha habido una persecución clara de determinados personajes, y de eso hablo cuando digo que no lo había visto en tantos años”, aseguró Canicoba Corral.

 

El ex magistrado renunció a mediados de 2020 al borde de cumplir la edad que marca la ley para jubilaciones en la Justicia, sumado a la tensa situación que vivió durante los últimos años con el macrismo.

“Fue una presión. Por supuesto que hay un componente político en todo esto, todo esto se hace por política para alinear a los jueces e hicieran lo que se suponía que tenían que hacer. Tengo 30 años en el fuero federal y otros 25 en provincia, nunca vi las cosas que se resolvieron en estos últimos cuatro años”, afirmó en declaraciones radiales.

 

Canicoba Corral se refirió además a la información que se conoció sobre jueces que tenían que resolver casos de corrupción y visitaron Casa Rosada o la Quinta de Olivos durante el macrismo, como los casos de los jueces de Casación Mariano Borinsky y Gustavo Hornos.

 

“El problema es si hay correlación entre esas visitas y determinadas disposiciones judiciales. Hay algunas que son ‘extrañas’, raras, infrecuentes ¿No es cierto? Entonces la correlación entre esas resoluciones, esas visitas, y algunas noticias que publican algunos de los medios hegemónicos, es lo que se está viendo todos los días”, agregó.

Por otra parte, al ser consultado sobre las denuncias en su contra por presunto enriquecimiento, el juez Canicoba Corral dijo que hubo “presión” y que estuvo sometido 3 años a investigación y no se encontró nada.

     
 

Share Button

La Fiscal Boquín ratificó persecución y afirmó que una empleada le pasaba información a Cambiemos


| DENUNCIA | Persecución. Gabriela Boquin denunció que fue víctima de una persecución motorizada por el Procurador General Interino, Eduardo Casal, durante una exposición ante una comisión Bicameral del Congreso.


 

|La fiscal Gabriela Boquin denunció que fue víctima de una persecución motorizada por el Procurador General Interino, Eduardo Casal, durante una exposición ante una comisión Bicameral del Congreso en la que afirmó que una empleada judicial pasaba información a miembros de Juntos por el Cambio sobre la causa del Correo Argentino que involucraba a la familia del ex presidente Mauricio Macri.

En una reunión virtual por videoconferencia de la Bicameral de Control del Ministerio Púbico que analiza pedidos de juicio político a Casal, la fiscal respondió acusaciones de maltrato laboral de personal a su cargo y puso como ejemplo el caso de una ex empleada, cuyo traslado solicitó “por falta de confianza” cuando descubrió que “le entregaba documentación al doctor Tonelli -en alusión al diputado de PRO Pablo Tonelli- en pleno trámite de la investigación de la causa Correo”.

Boquin aseguró ante los legisladores que una de las empleadas que la denunció por maltrato laboral “le iba comunicando los pasos que estaban relacionados con la propia vinculación de Tonelli en la causa” y que le “ocultaba” información sobre el diputado.

“Cuando denuncié el vaciamiento estaban las facturas del doctor Pablo Tonelli por millones de pesos retirando dinero de Correo Argentino y cuando descubrí esto le comuniqué al Procurador General personalmente”, aseguró la fiscal, y añadió que Casal demoró nueve meses en concretar el traslado de la empleada en cuestión.

Ante preguntas de los diputados de PRO, Cristian Ritondo y Graciela Ocaña, sobre si la actitud de la empleada constituía un delito y si en ese caso lo había denunciado penalmente, Boquin reconoció que no pudo “corroborar” el pase de información personalmente sino que se lo “contaron” y declaró que el accionar de la mujer “no constituye delito” pero sí “una falta de confianza”.

En una audiencia que se extendió durante cerca de cuatro horas, la fiscal ofreció un informe con argumentos sobre la existencia de una supuesta persecución en su contra de parte de Casal y refutó dichos de hostigamiento y maltrato laboral que le endilgó personal a su cargo.

“Considero que el procurador me está persiguiendo a mí. Se lo dije a él”, expresó la funcionaria que, en uno de los tramos de la exposición mantuvo un tenso intercambio con Ritondo cuando éste la acusó de ser “una persecutora de la familia Macri” más que “una víctima de persecución”.

La funcionaria replicó los dichos del legislador del PRO al sostener que no persigue a nadie y que “sus acusaciones están respaldadas por pruebas” que fundamenta en sus causas y señaló que hay dictámenes en la misma orientación del de ella, como el del fuero federal Gerardo Pollicita.

Boquin se refirió esobre las supuestas presiones que recibió desde que se opuso, en el marco del concurso del Correo, a la suscripción de un acuerdo entre la firma y el gobierno de Macri, tras denunciar que se trataba de un intento de beneficiar a la empresa vinculada a la familia del expresidente en detrimento de los intereses del Estado.

Desde el oficialismo, los legisladores expresaron su solidaridad con la situación de la fiscal y reafirmaron que la persecución en su contra se originó desde que advirtió que el Gobierno de Cambiemos “planeaba perdonarle una millonaria deuda a la empresa” que fue del Grupo Macri.

Uno de los senadores del Frente de Todos, Carlos Caserio, expresó su apoyo a la fiscal y sostuvo que “el problema fue por hacer algo que era justo” para impedir “que se beneficie a la familia del expresidente”.

Caserio consideró que la oposición buscó “enredar” a la fiscal con sus preguntas en su exposición y acusó a los legisladores de tener “un pensamiento corto y poco serio”.

En el inicio de la audiencia, Boquin negó que hayan sido “innumerables” los empleados que pidieron traslados luego de acusarla de violencia laboral y precisó que se trata de solo cuatro agentes que alegan malos tratos de su parte.

La funcionaria atribuyó a su condición de mujer algunas de las imputaciones en su contra y aseguró que hay declaraciones de sus denunciantes que “fueron guionadas y coaccionadas”.

La Comisión Bicameral que preside el senador Martín Doñate continuará con testimonios de organizaciones que respaldan los pedidos de juicio político a Casal por considerar que incurrió en mal desempeño en situaciones que favorecieron al macrismo durante su gestión.

     
 

Share Button

La Vicepresidenta Cristina Fernández reiteró denuncia de “lawfare” ante CIDH y que ello “mató” a Timerman


| “LAWFARE” y PERSECUCIÓN” | A través de los abogados Graciana Peñafort y Alejandro Rúa, la ex presidenta dijo que en Argentina “se concretó la afectación de garantías judiciales en un contexto de discriminación política y persecución”.


 

|La vicepresidenta Cristina Fernández reiteró ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) su denuncia de “lawfare” y “persecución” contra ella y ex miembros de su gobierno en la administración de Mauricio Macri en el caso del Memorándum con Irán y el supuesto encubrimiento del atentado a la AMIA, y señaló que ese accionar afectó al ex canciller Héctor Timerman hasta “matarlo”.

“A partir de la asunción del gobierno macrista, en nuestro país tuvo lugar un proceso judicial absolutamente viciado e irregular con victimas directas en nuestros asistidos”, dijeron los abogados, y sostuvieron que hubo magistrados que “fueron reemplazados por otros ‘jueces de conveniencia’ a la persecución política que se iría a desplegar”.

En ese marco, denunciaron los letrados que hubo “un avance de un proceso que procuró afectar, además, los derechos políticos de Cristina Fernández de Kirchner, y que tuvo gravísimas consecuencias respecto de la salud y la integridad de Héctor Timerman, hasta matarlo”.

En el escrito se recordó que hace dos años se hizo una denuncia similar y reiteraron que durante el macrismo hubo “violación tanto del principio que impide la doble persecución penal como de las garantías de juez natural y tribunal imparcial”.

“Ya con esa ingeniería institucional manipulada, con la intervención de la Cámara Federal de Casación Penal (CFCP) y en ese marco de discriminación y persecución, se avanzó en la instrucción de un proceso irregular, según también ya se lo denunciara”, sostuvieron.

Los abogados reseñaron que días pasados “se hicieron públicas las declaraciones de una jueza que integró aquella Cámara Federal de Casación Penal (Ana María Figueroa), que entonces fue muy crítica del accionar irregular de sus colegas, y que ahora refirió las presiones que sufrió entonces por parte del gobierno macrista para fallar en este asunto”.

También memoraron que la jueza Figueroa había destacado entonces “la irregular situación a mi entender, que implica que esta Sala I de la CFCP se encuentre interviniendo actualmente en esta causa” y que “la decisión del juez o jueces que resuelvan la cuestión esté basada en criterios no objetivos”.

“En consonancia con nuestras denuncias (la jueza) aludió ‘al empleo del conocido mecanismo de ‘forum shopping’, cuya traducción sería foro de conveniencia” y que “en el sistema judicial argentino se ha utilizado en referencia al mecanismo de la elección de los expedientes CFP 777/2015 y CFP 14.305/2015 y de la Petición 12.204(AMIA) de esa misma Comisión”, ampliaron Peñafort y Rúa.

Por ello añadieron que continúa el trámite judicial “iniciado del modo irregular que se denuncia y que las nuevas declaraciones corroboran” y advirtieron por “la posible concreción del juicio oral y público en que será evaluada esa ‘verdadera farsa'”.

En ese sentido, pidieron a la CIDH que “contemple la posibilidad de volver a enviar un Observador Internacional de esa Comisión para que realice un examen y acompañamiento de dicho proceso público como ya lo hiciera respecto de los otros juicios vinculados tanto con el atentado en la AMIA como a su reconocido encubrimiento”, en el que es juzgado el ex presidente Carlos Menem, entre otros.

Asimismo, solicitaron que “evalúen la posibilidad de convocar en el próximo periodo de sesiones (de la CIDH) a una audiencia temática para analizar la problemática de persecución judicial conocida como “lawfare” en la región”.

Sobre este tema, dirigentes del oficialismo y referentes de la justicia remarcaron la gravedad de la denuncia de la camarista Figueroa.

“Lo que expresó Figueroa es algo que todos nosotros sospechamos pero no teníamos una declaración de tanta sinceridad”, sentenció el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien afirmó que “había una clara presión a los jueces por parte de Mauricio Macri. Era muy visible lo que estaba pasando”.

El presidente del Consejo de la Magistratura, el juez Alberto Lugones, dijo que el supuesto aludido por Figueroa, el ex viceministro de Justicia Juan Mahiques “se movía bien dentro del Consejo y lograba formar mayorías y simpatías que le permitían mover muchas cosas de una forma bastante rápida. Era un buen operador”.

El senador nacional del Frente de Todos y ex secretario General de la Presidencia Oscar Parrilli adelantó que pedirá la nulidad del fallo en la causa en la que fue acusado por la firma del Memorándum de Entendimiento con Irán.

“No es novedad que Mahiques era el operador preferido, el (Lionel) Messi de Macri para presionar a los jueces para perseguir opositores”, dijo el legislador.


 

Share Button