Viceministro Mena sobre las visitas de jueces a Macri: “La Corte Suprema va a tener que involucrarse”


| Justicia | “No se le puede bajar el precio de esa manera a este tema, no se trata de un partido de tenis, sino de cargarse la Constitución y las leyes de nuestro país”, cuestionó el viceministro de Justicia.


 

|El viceministro de Justicia, Juan Martín Mena, calificó como “de enorme gravedad” la revelación de que jueces realizaron visitas reiteradas a la quinta de Olivos para encontrarse con Mauricio Macri durante la gestión de Cambiemos, y sobre eso subrayó: “La Corte va a tener que involucrarse porque están involucrados integrantes de la Cámara Federal de Casación Penal, la máxima instancia penal de nuestro país”.

En ese sentido,el viceministro lamentó que “desde algunos sectores tratan de bajarle el precio a estas cuestiones diciendo que eran solo relaciones sociales”, tras lo cual señaló que “cuando un magistrado, juez o fiscal tiene relaciones con una de las partes, está obligado por ley a no intervenir en esos expedientes”.

“No se le puede bajar el precio de esa manera a este tema, no se trata de un partido de tenis, sino de cargarse la Constitución y las leyes de nuestro país”, cuestionó Mena en declaraciones a la radio AM750.

El funcionario de la cartera de Justicia se refirió así al hecho de que dos jueces de Casación, Mariano Borinsky y Gustavo Hornos, como también el fiscal de Casación Raúl Pleé, visitaron en varias oportunidades a Macri en la residencia presidencial de Olivos durante el período 2015-2019.

En el caso del juez Borinsky, de acuerdo a la documentación a la que accedió el portal El Destape tras solicitar un pedido de acceso a la información pública, estuvo al menos 15 veces en Olivos entre abril de 2016 y septiembre de 2019.

Esos ingresos fueron excluidos del listado de visitas que la administración de Cambiemos le entregó a la fundación Poder Ciudadano a finales de 2018 en respuesta a una intimación que había recibido de la Agencia de Acceso a la Información, según reveló el diario Página/12.

Sobre estas visitas, Mena aseguró que esa situación “está prohibida en las leyes” y en ese sentido recordó que durante el macrismo se denunció que en causas relevantes se “violaba el debido proceso” y a modo de ejemplo mencionó la causa por el Memorándum de Entendimiento con Irán: “Eso me toca en lo personal, estoy procesado”, apuntó.

“Estos jueces -en alusión a Hornos y Borinsky- participaron y resolvieron en mi causa, y recuerdo que cuando pedíamos que se desarrollen medidas de prueba, que declare tal o cual testigo, para que se compruebe que no hubo ningún delito, nos decían directamente que no en los papeles, sin ninguna justificación”, cuestionó.

Luego, ante la consulta sobre si las causas en las que intervinieron los jueces y fiscales que realizaron esas visitas podrían ser objeto de nulidades, Mena afirmó: “Habrá que ver el curso de esas investigaciones. Son irregularidades nunca vistas, por eso tampoco me animo a dar un pronóstico”.

Y luego agregó: “Los jueces y fiscales no pueden ir a arreglar sus cuentas con el Presidente a Olivos. Eso es un delito, de asociación ilícita, de prevaricato. Todo lo que se conoce como el ‘lawfare’, que nos parece como una cosa lejana, son delitos que están previstos desde 1921, en el Código Penal de la Nación”.

“Sin duda va a haber investigaciones penales y en las causas en las que participaron estos jueces van a haber planteos judiciales”, evaluó Mena al ser consultado sobre las potenciales consecuencias de las visitas a Olivos, tras lo cual añadió: “Tendrá que investigarse, también en el Consejo de la Magistratura, y además esperamos alguna reacción de los sectores del Poder Judicial que no estén involucrados”.

“La Corte también va a tener que involucrarse porque en esta maniobra están involucrados integrantes de la Cámara Federal de Casación Penal, que es la máxima instancia penal y por encima de eso sólo queda la Corte, que viene sin pronunciarse”, insistió.

Por último, Mena consideró “escandaloso” que la noticia sobre las visitas de jueces y fiscales a Macri en la residencia de Olivos no haya figurado “en la mayoría de los grandes medios de comunicación”.

“Recordemos la historia inventada de cuando el macrismo decía que (Sebastián) Casanello estuvo con Cristina. Estuvieron meses con tapas y con testigos, que hoy están condenados por falso testimonio, pero ahora, sobre estas visitas documentadas en actuaciones oficiales, y que fueron reconocidas por los propios protagonistas, esos mismos medios hacen silencio”, cuestionó.

“Están demasiadas claras las cartas, ellos eran cómplices y partícipes”, concluyó.

       
 

Share Button

Más notas de 5minutosdenoticias