Archivo de la etiqueta: Massa

El Presidente Fernández anunció una nueva prórroga del IFE: “significa que millones de argentinos no caigan en la pobreza”


| IFE | Nueva prórroga. La medida del Presidente fue anunciada el mandatario durante una reunión virtual que mantuvo con los gobernadores.


 

|El presidente Alberto Fernández anunció este miércoles una nueva prórroga del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) que abarcará a todas las provincias del país y que “significa que millones de argentinos no caigan en la pobreza”, según dijo durante el encuentro virtual.

“El IFE significa que millones de argentinos no caigan en la pobreza, es una herramienta de emergencia que no vamos a poder dar siempre”, dijo el mandatario durante una reunión que mantuvo con los gobernadores en la que anunció una nueva prórroga, extendida a todas las provincias.

Junto con el IFE, el Gobierno efectivizará un desembolso de 10 mil millones de pesos provenientes de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) y que será distribuido en función de la coparticipación y las deudas en dólares que tienen las provincias, indicaron los voceros oficiales.

El bono del IFE será de 10.000 pesos, lo entregará el Anses y lo recibirán quienes ya lo percibieron la primera y segunda vez y el dinero saldrá del aporte del tesoro nacional, según explicaron desde el Gobierno.

Participaron también del encuentro el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Economía, Martín Guzmán; el presidente de la cámara de Diputados, Sergio Massa y el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro.

A este encuentro virtual asistieron, a través de medios electrónicos, el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el titular del Ejecutivo de la provincia de Córdoba, Juan Schiaretti y su par santafesino, Omar Perotti.

También participaron Gustavo Valdés (Corrientes), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Gildo Isfrán (Formosa), Omar Gutiérrez (Neuquén), Juan Manzur (Tucumán), Gerardo Morales (Jujuy), Ricardo Quintela (La Rioja), Rodolfo Suarez (Mendoza), Jorge Capitanich (Chaco), Mario Arcioni (Chubut), Gustavo Melella (Tierra del Fuego), Gustavo Sáenz (Salta), Oscar Herrera Ahuad (Misiones), Raúl Jalil (Catamarca), Arabella Carreras (Río Negro), Sergio Uñac (San Juan), Alberto Rodríguez Saa (San Luis) Alicia Kirchner (Santa Cruz), y Gerardo Zamora (Santiago del Estero).

“Es muy importante que todos los que gobiernan estén enterados de lo qué pasa en Argentina y al mismo tiempo que podamos seguir trabajando juntos”, les dijo Alberto Fernández a los gobernadores, en referencia también a la negociación que realizan con acreedores extranjeros por la deuda soberana heredada.

“Queremos que todos los que gobiernan se enteren de lo que estamos haciendo con la deuda que heredamos”, dijo el mandatario, y agregó: “Necesito que desarrollemos juntos el día después en las provincias”.

Al mismo tiempo les agradeció “el modo” en que permitieron al Gobierno nacional “trabajar estos meses” juntos y “poder afrontar este tiempo difícil” y dijo que ya están ¨trabajando para el día después de la pandemia”.

“Vamos a organizar el horizonte del país y ahí los necesito a ustedes para potenciar las economías regionales, tenemos que trabajar rápidamente para poner en marcha la economía argentina”, les dijo el Presidente a los gobernadores.

Destacó “el verdadero federalismo” en la “ayuda que todos le están dando a Chaco, con recursos humanos”, y les dijo que “así se construye un país integrado”, en referencia al envío de terapistas de varias provincias para ayudar y capacitar a médicos de esa provincia fuertemente golpeada por el crecimiento de casos de coronavirus.

Por su parte, Cafiero, que acompañaba al Presidente en Olivos, consideró que el IFE “tuvo un impacto muy positivo en las provincias para reactivar el consumo que alivia los ingresos familiares”.

“El Presidente pidió que se extienda una vez más el IFE para todo el país. Es una de las políticas públicas que no tiene antecedentes, llega a nueve millones de argentinos”, dijo el jefe de Gabinete, consciente de que “esto no reemplaza la creación de empleo” y que es necesario “reactivar todas las actividades”.

El ministro de Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, anunció en la reunión “el desembolso de 10.000 millones de pesos más en ATN”, y explicó que este programa “se complementa con el fondo fiduciario de desarrollo provincial”, que “en los últimos 15 días firmamos con varias provincias”.

“El fondo es de 60.000 mil millones de pesos. Hemos conseguido de la CAF (Banco de Desarrollo de América Latina) un fondo no reembolsable de 64 millones de dólares, cada ministro provincial firmo una solicitud para generar una distribución justa en función de los criterios federales y en el marco de la emergencia Covid”, agregó el funcionario.

Por su parte, el ministro de Economía, Martín Guzmán, presente en este encuentro, agradeció el apoyo de los gobernadores en la reestructuración de la deuda que negocia el Gobierno con los acreedores.

“Hicimos una oferta que muestra la gran voluntad del gobierno para llegar a un acuerdo, es el máximo esfuerzo que puede hacer Argentina y cumplirlo, hemos ido hasta el límite. La recepción inicial es positiva por parte de jugadores claves del mercado internacional”, informó Guzmán a los gobernadores.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, les pidió a los gobernadores apoyo en temas como el “tratamiento de la deuda bajo legislación local que irá al Congreso, poder mostrar que la oferta Argentina es la última”; “la ampliación del Presupuesto (para las provincias ATP, refuerzo alimentario, AUH, mas IFE y otros, representan 400.000 mil millones de pesos) y una moratoria, que va desde el último monotributista hasta la mayor industria”.

     
 

Share Button

El gobierno dicta un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) sobre alquileres y créditos


| ALQUILERES Y CRÉDITOS | DNU. Ante dificultad del Congreso para sesionar, medidas sobre alquileres y créditos salen por DNU. Se suspenden por 180 días desalojos y ejecuciones hipotecarias, congelan por seis meses los precios de los alquileres y los valores de las cuotas hipotecarias.


 

|Todas las iniciativas fueron impulsadas por el presidente Alberto Fernandez para aliviar la situación de inquilinos y tenedores de créditos hipotecarios afectados por el impacto económico de la pandemia.

El presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, confirmó que el congelamiento de los valores de los alquileres y prestámos “se van a disponer por un DNU” debido esa iniciativa “tiene que estar vigente antes del 1 de Abril y había muchas dificultades para hacer un sesión antes de esa fecha”.

Massa dijo que en la cámara baja, debido a las medidas preventivas para mitigar la epidemia, hay legisladores que “forman parte de la población de riesgo y había muchas dificultades para que puedan viajar a Buenos Aires por los retenes que hay en las rutas ” y “necesitamos esa ley urgente”.

También señaló que aún no se trató el proyecto para poder realizar sesiones en forma virtual y confirmó que mañana se realizará una videoconferencia con los presidentes de bloques para avanzar en la tarea parlamentaria.

Massa y los jefes de los bloques parlamentarios habían manifestado la voluntad de buscar los mecanismos para realizar una sesión en la Cámara de Diputados, pero en el Senado ya había señalado que era muy complicado poder deliberar en un marco de aislamiento.

En tanto, El jefe del bloque del Frente de Todos del Senado, José Mayans, aseguró hoy que las medidas previstas por el gobierno nacional como el congelamiento de alquileres y la suspensión de desalojos para paliar los efectos de la pandemia de coronavirus pueden adoptarse a través de decretos de necesidad y urgencia, ante las dificultades para reunir al Congreso.


 

Share Button

“FORLENZA LE IMPONE A MASSA UNA PARITARIA DEL 30% PARA LOS TRABAJADORES MUNICIPALES DE TIGRE”

#NUEVASHUELLAS El dirigente Peronista del espacio Nuevas Huellas Javier Forlenza, pide al massismo de Tigre que tenga coherencia con la realidad de los trabajadores municipales. “Si pueden endeudar el municipio en 800 millones, pueden darle a los trabajadores un aumento salarial acorde a la pérdida del poder adquisitivo”

Por Oscar Dufour |                                           

En una relación de sociedad, es necesario crear valores y no destruirlos, y para crear valores hay que acordar y ponerse de acuerdo. Ese camino es el que está intentando transitar el dirigente Peronista del espacio Nuevas Huellas, Javier Forlenza, respecto a la realidad del costo de vida, y los sueldos de los trabajadores municipales de Tigre que necesitan actualizarse.

“Si pueden endeudar el municipio en 800 millones, pueden darle a los trabajadores, un aumento salarial acordé a la pérdida del poder adquisitivo que los trabajadores sufrieron en los últimos meses”

Así se expresó Javier Forlenza, que le impone a Massa una paritaria del 30% para los trabajadores municipales de Tigre, para adecuar hoy la relación precios y salarios, donde subrayó “Estamos convencidos que los trabajadores, son el capital más importante de la institución municipal, debemos inyectarle dinero en los bolsillos para que puedan llegar a fin de mes”.

El municipio de Tigre es uno de los municipios más ricos del País, ahí apunta el dirigente Peronista de Nuevas Huellas cuando expresa que “Los trabajadores merecen sentir que su esfuerzo se valora no sólo desde el discurso, sino desde lo concreto”. No lo dijo pero fue una clara referencia a que siempre surgen excusas cuando los dineros, en este caso municipales, llevan otros destinos o tienen otras prioridades.

Con firmeza, Javier Forlenza afirma que “debemos ir camino a una familia municipal que tenga calidad en el empleo, y eso comienza con tener un salario racional y acorde a los aumentos de las tarifas. No se puede mirar para el costado, cuando el trabajador es el más perjudicado por las medidas económicas del gobierno nacional. Queremos que los municipales, se sientan orgullosos de la actividad que realizan, y qué mejor que reconocérselos cuando ponen su tarjeta en el cajero del banco”.

Esta vez la charla con Javier Forlenza, superó las expectativas anteriores, no sólo demostró potencia e iniciativa en su acción política cotidiana, sino también evidenció una elevada inteligencia, que me llevó a reflexionar que en un Gobierno municipal la capacidad de gestión, debe evidenciarse también para arbitrar los medios necesarios para establecer en su distrito, un equilibrio tan necesario por cierto, entre el costo de vida y los salarios que se pagan, aún estando endeudado como en el caso de Tigre en 800 millones de pesos.

Mientras me retiraba, recordaba al General Perón en una de sus habituales disertaciones en la CGT, que todos los jueves realizaba en su último Gobierno: “Para hacer un guiso de liebre, lo primero que hay que tener es la liebre”. Y eso el massismo tigrense, debería tenerlo muy presente.

Los que quieran oír… que oigan

                  

Share Button

Cristina resurge como jefa de la oposición y le apunta directo a la senaduría nacional por Buenos Aires en el 2017

Por Carlos Tórtora | 

El peronismo es, sin duda, la gran Caja de Pandora de la política nacional, por su capacidad de generar escenarios inesperados y en forma súbita. La lógica del análisis político clásico indicaba que CFK, habiéndose retirado del poder muy cuestionada, se iba a replegar sobre Santa Cruz para curar sus heridas mientras la bomba económica que dejara empezaba a complicarle la gestión a Macri. Sin embargo, una vez más, Cristina fue fiel a su método y redobló la apuesta. Reasumió el mando de la oposición y volcó el centro de gravedad en Buenos Aires para trabarle la aprobación de la ley de Presupuesto a María Eugenia Vidal, mientras tres protegidos de Aníbal Fernández, los hermanos Lanatta y Schillaci, se fugaban del Penal de General Alvear, poniendo en evidencia que en esa provincia y en el resto del país, hay un estado mafioso paralelo muy ligado a la trama de intereses de la era K. En este caso, la corrupción penitenciaria.

En este punto hay varias tendencias que se van marcando. La primera es que, ante un Sergio Massa que se caracteriza por no ser oficialista ni opositor y un Juan Manuel Urtubey que no se caracteriza por gestos audaces, ella encontró el bastón de mando de la oposición tirado en el piso y simplemente lo tomó.

Lo segundo a destacar es la aquiescencia de la dirigencia del PJ ante este hecho, lo que le da al kirchnerismo un tiempo invalorable para rehacerse y hacer valer el peso de sus aparatos. Mauricio Macri, con decisión, no sólo cuestionó la falta de libertades en Venezuela sino que planteó el acercamiento comercial a los EEUU a través de la alianza del Pacífico. Son gestos que no agradan a Itamaraty. En su complicada declinación, a Dilma Rousseff no le conviene un gobierno argentino con aires de independencia ante el Mercosur ni que encare una relación con Washington que desentone con la de Brasilia. En este orden de cosas, Cristina vuelve a tener por delante un rol político significativo -y con apoyo externo- con vistas a reconstruir un frente de izquierda capaz de ganar las elecciones legislativas del 2019 y cerrarle el camino a la reelección tanto a Macri como a Vidal.

Que el cristinismo esté dando batalla ya en el distrito principal, Buenos Aires, casi certifica que la ex presidente se prepara para ser la primera candidata a Senadora Nacional por el Frente para la Victoria en el 2017, aprovechando que el PRO no cuenta con demasiadas figuras para competir con ella y que, si favoreciera a Sergio Massa para que sea el triunfador, estaría instalando un firme competidor de Macri para la presidencia.

Un dilema impostergable

Para el macrismo-y la justicia- el dilema es importante. Si dejan que el kirchnerismo se reconstituya y reciba apoyo externo es probable que en tan poco tiempo el alicaído peronismo ortodoxo no alcance más que a negociar con CFK, pero sin llegar a defenestrarla. Si se opta, a la inversa, por el camino de la confrontación y se profundizan las investigaciones sobre HOTESUR y otras que tocan a la familia presidencial y Julio De Vido, ya se da por descontado que el cristinismo replicará movilizando a sus aparatos mafiosos o a sus peones del esquema sindical de la izquierda, creando un clima de tensión ascendente que no va con el estilo Macri.

Prudente y con el uso de los DNU en forma creciente, el gobierno va desalojando a los resabios K de las estructuras de poder. Pero en esto parece haber un olvido grave: la política se construye para adelante. Aunque finalmente la Procuradora General Alejandra Gils Carbó renunciara, el macrismo podría estar más tranquilo para administrar. Pero esto no evitaría que el eje Río Gallegos-Buenos Aires no empiece a tomar fuerza a medida que las inminentes medidas de ajuste empiecen a dejar heridos en los sectores perjudicados. Una vez iniciado este proceso, la única ambulancia que cuenta con recursos y una estructura de primer orden para acumular fuerzas es el kirchnerismo.

Por supuesto que se trata de un kirchnerismo menos unido y con debates internos. Pero la atonía de la dirigencia del PJ y el inmenso vacío de poder que reina en las filas justicialistas favorece la repotenciación de Cristina.

Share Button

Massa será el Jefe del interbloque del peronismo disidente

Graciela Camaño será la Jefa de la bancada del Frente Renovador y Felipe Solá Vicepresidente 3° de la Cámara de Diputados de la Nación.

Sergio Massa se aseguró ocupar un rol central en la nueva configuración política que la Argentina empezará a cristalizar el próximo 10 de diciembre. Será el Jefe del interbloque de peronistas disidentes que coordinará a los 25 Diputados del Frente Renovador, delasotistas y aliados, que podrían alcanzar los 40 Diputados Nacionales.

La decisión se terminó de tomar este miércoles por la noche y se anunciará formalmente el lunes. Luego de una intensa discusión, Massa bajó el martillo y definió que Graciela Camaño será la Jefa de bloque del Frente Renovador y Felipe Solá ocupará la Vicepresidencia tercera de la Cámara baja.

Este interbloque es una de las piezas centrales de la gobernabilidad de Mauricio Macri porque lo acerca al quórum en la cámara baja que de otra manera se le vuelve inalcanzable. Por eso, la importancia del rol que se aseguró Massa. Desde esa posición podrá seguir con su estrategia de oposición constructiva u oficialismo crítico, en un panel de matices que irá graduando según la coyuntura política y los proyectos que impulse Macri.

La decisión fija así el rol institucional en el que se ubicará en el próximo ciclo: Líder parlamentario de la oposición. Mantiene su autonomía política y se guarda el derecho de apoyar o cuestionar.

Una posición cómoda que puede ejercer con la tranquilidad de haber asegurado para su fuerza una fuente importante de recursos, que le permite evitar la exposición de asumir cargos relevantes en el gobierno de Macri. Se trata del control de la Legislatura bonaerense, que tiene un presupuesto que supera cómodo los 1.200 millones de pesos.

Esa conquista no ha sido debidamente valorada por los medios, pero pegó muy fuerte en la estructura de poder del peronismo bonaerense que sabe de que se trata. Al sellar su alianza con maría Eugenia Vidal y colocar al frente de la Legislatura a Jorge Sarghini, el líder del Frente Renovador se convirtió ipso facto, en el peronista bonaerense con más recursos de la Provincia.

El presupuesto de la Cámara de Diputados bonaerense es uno de los pocos que en su mayoría no está atado a obras y pago de sueldos. Se sabe que un legislador bonaerense es como un jeque de una petromonarquía árabe frente a sus pares de la Nación. Esa elasticidad presupuestaria permitirá a Massa consolidar su construcción bonaerense y lo vuelve con un peronismo desalojado del poder, en una terminal ineludible.

     logo-section

Share Button

Macri elige a CFK como jefa de la oposición para frenar a Massa y Urtubey

Por Carlos Tórtora |

El contrapunto entre Mauricio Macri y Cristina Kirchner casi no deja espacio para que se oxigenen otros esquemas políticos. La discusión sobre el lugar del traspaso del mando presidencial (el Congreso Nacional o la Casa Rosada) sirvió para revitalizar al cristinismo desde su rol preferido: la controversia. Al mismo tiempo, el Gobierno Nacional decidió ceder a las provincias 125.000 millones de pesos que hasta ahora iban a la ANSeS y a la AFIP. Lo hizo para acatar el fallo de la Corte Suprema conocido la semana pasada. Es el que ordena al Poder Ejecutivo que deje de descontar a las provincias el 15% de la coparticipación de impuestos y el 1,9% de la recaudación neta de impuestos y recursos aduaneros que se destina a financiar los gastos operativos de la AFIP.

Por un lado o por el otro, los pronósticos de tantos consultores que luego de la derrota de Daniel Scioli presagiaron que CFK se opacaría rápidamente, cuestionada por el propio PJ no se vieron confirmados por los hechos. En un movimiento curiosamente sincrónico, ni el macrismo ni la dirigencia del PJ hicieron responsable a la presidente por la derrota electoral. Por el contrario, Macri la reconoce en la práctica como la jefa de la oposición y no hizo lo que podía haber hecho: reunirse paralelamente con gobernadores y legisladores peronistas para restarle autoridad a ella. Daniel Scioli, a su vez, lejos de ser el chivo expiatorio de CFK, aparece como su hiperactivo socio para intentar retener el control del peronismo bonaerense.

De este modo, Macri aplica una de las fórmulas más clásicas de la política: levanta al adversario más vulnerable y golpeado para impedir que surja una oposición con mayor capacidad renovadora. Lo hizo así Juan Domingo Perón durante muchos años persiguiendo a Ricardo Balbín, un perdedor nato, para hacerlo crecer en la UCR y evitar el crecimiento de un político de alto vuelo como era Arturo Frondizi. También a su turno, Raúl Alfonsín le dio aire al ya octogenario Leónidas Saadi para que siguiera liderando el PJ y bloqueándoles el paso a los más peligrosos José Luis Manzano, Carlos Grosso y Antonio Cafiero.

Menem tampoco se privó del mismo recurso: privilegió su trato con Alfonsín y su círculo sabiendo que, luego de su retirada apresurada del poder en medio de una debacle económica sin precedentes, le resultaría casi imposible disputarle la reelección al riojano.

La preservación de CFK como jefa de la oposición tiene ahora, además, otros beneficios para Macri. Si ella se mostrara demasiado agresiva, siempre estaría a tiro de que activen no pocas causas judiciales por corrupción que la colocarían en una situación sumamente delicada. Es así que la permanencia de la Procuradora General Alejandra Gils Carbó en su cargo es la delgada línea roja que le permite al cristinismo poder contener los embates judiciales.

Contra quiénes

Como es obvio, la continuidad de la polarización entre Cristina y Mauricio tiene sus damnificados directos. Para ambos es importante bloquear la carrera presidencial de Sergio Massa, que sólo podrá avanzar sobre la Casa Rosada para el 2019, si el cristinismo entra en crisis y aparece en el PJ un movimiento renovador que dé vuelta la página.

Para el PRO, Massa es, entonces, objetivamente el adversario más peligroso, capaz de captar a la misma franja de votantes independientes que hoy seduce Macri. Aunque en menor medida, el salteño Juan Manuel Urtubey también sufre algo las consecuencias de que CFK y Scioli sigan siendo los grandes interlocutores del gobierno. En el complejo ajedrez bonaerense, donde juegan intereses ante todo locales, el massismo aparece ahora en la Legislatura aliado al macrismo y enfrentado a La Cámpora, pero el panorama estratégico es distinto.

Que Macri no se anda con chiquitas no hay dudas, porque impulsó a su aliado radical Oscar Aguad como Ministro de Telecomunicaciones, como un claro mensaje a José Manuel de la Sota de que el PRO va por la gobernación de esa provincia en el 2019, para terminar con el incesante pase de manos entre Juan Schiaretti y De La Sota.

Share Button

Macri atravesando su peor momento político

Preocupación por el crecimiento constante de Sergio Massa en un momento político muy difícil para Macri. Algunos analistas coinciden en asegurar que en las próximas semanas se profundizará aún más la grieta que hoy emerge en su relación con la sociedad ante los casos de corrupción en el PRO, que ya afloran en las segundas y terceras líneas, provocando deserciones de radicales que se pasan al massismo. ¿Una garganta profunda o topo en su espacio?

Por Oscar Dufour |                                    twitter DufourOscar

Todavía no había finalizado la Convención Radical que se llevó a cabo a comienzos de Marzo de este año en la ciudad de Gualeguaychú, Provincia de Entre Ríos, donde se estaba definiendo si los radicales apoyaban a Mauricio Macri o a Sergio Massa, cuando se filtró desde el entorno del Jefe de Gobierno un “Mauricio ya había arreglado, esto es para la tribuna”.

Julio Cobos, Gerardo Morales y Raúl Alfonsín, eran los dirigentes más firmes para quitarle las personalísimas aspiraciones que exultante ostentaba el Senador Nacional Ernesto Sanz. Se oponían con firmeza al arreglo con Macri, pero su conducta partidaria les impedía realizar otra cosa que apoyar la Convención que terminó dándole a Sanz, todo el poder de realizar su tan ansiada alianza con el ex presidente de Boca Juniors. Como político experimentado, sabiéndose perdedor en la futura interna que lo llevaría como precandidato presidencial, esta le permitiría colocar en distintos cargos electivos, a hombres de su estrecha confianza, así de este modo utilizando los 15’ minutos de fama de Macri, se consolidaría en el seno de su centenario partido político, marcando la impronta de un anti-peronismo acérrimo que dirigentes como el ex Secretario de Seguridad de CABA, Facundo Suarez Lastra, se encargaron de marcar en cuanta oportunidad tuvieron, calificados de sectarios dentro del propio radicalismo pretendían colocar a todo el peronismo en una misma bolsa y anularlo, profundizando aún más la grieta en nuestra sociedad.

A Sanz no le importó dejar correligionarios heridos en el camino, tampoco lo distrajo de sus objetivos políticos, que Leopoldo Moreau, el más díscolo para sus pretensiones y el más cercano a CFK, amenazara públicamente con romper el partido “si ya lo había hecho antes Frondizi y Allende y sobrevivimos”, cuentan que se le escuchó decir, y mucho menos que a su socio mayoritario se lo acusara reiteradamente de ser más que funcional con el Gobierno Nacional. En consecuencia, le importó su personalismo por sobre la fuerte apuesta del sector que encabezaba Julio Cobos, en tándem con el formoseño Luis Naidenoff, el tucumano José Cano y el jujeño Gerardo Morales, quienes pretendían fortalecer la “identidad” del radicalismo en un marco de alianzas que denominaban “amplio”, que incluía al Frente Renovador de Sergio Massa, al socialismo y al GEN de Margarita Stolbizer, con el objetivo de lograr una contundente victoria en las presidenciales de Octubre. En tanto, los operadores de Sanz y la propia Elisa Carrió ya habían dinamitado el Frente UNEN, que también era un importante escollo, y ante la desprolijidad interna de la Convención, que sumaba declaraciones de sectores macristas. Ricardo Alfonsín otro de los opositores al acuerdo unilateral con Macri sentenciaba “Sanz se dedicó a destruir lo que habíamos construido todos los radicales en el frente amplio”. Un párrafo especial merece el Senador Nacional “Nito” Artaza, donde la juventud radical apoyó su oposición a la “jugada” de Sanz, entre las tantas declaraciones que expresaban su desacuerdo por el apoyo a Macri, se destaca la que describe al detalle lo que ocurría en Gualeguaychú “Sanz tuvo que huir de la Convención en un patrullero, ante las puteadas de la juventud radical; los radicales, como Sanz y los envejecidos ex alfonsinistas, hoy macristas, se acostumbraron a consumir poder no a construirlo”.

La política además de apasionante, es dinámica, se van sucediendo escenarios tras escenarios, en muchos casos ayudados a ser instalados en el imaginario colectivo, por algunas encuestadoras que desvirtuando su razón de ser se convierten en meros operadores políticos, intentando influir de un modo u otro en el electorado, adjudicándole al candidato de su preferencia una intención de voto que no es real, o una polarización inexistente. También van surgiendo nombres que de la noche a la mañana se encuentran encabezando lista de candidatos, como fue el caso del periodista y “empresario” Fernando Niembro, que además en un abrir y cerrar de ojos aparece alejándose de la política luego que le explotaran acusaciones de corrupción, y denuncias judiciales que lo vinculan a hechos de lavado de dinero, al momento sospechado de haber facturado de manera irregular contratos por más de 21.000.000 de pesos con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, con un “modus operandi” muy parecido al que en Octubre de 2010 la legisladora Rocío Sánchez Andía, denunciara en el Juzgado Nacional de Instrucción en lo Criminal N° 6, a cargo del Juez Gustavo Pierretti, al entonces Secretario de Comunicación de CABA Gregorio “Goyo” Centurión por los delitos de administración fraudulenta, malversación de caudales públicos y negocios incompatibles con su función, también con una cifra de dinero muy similar al caso Niembro. A Centurión de la misma manera Macri le soltó la mano y casi al tiempo que la Justicia allanaba sus oficinas de Bolívar 1 se suicidaba.

En conclusión: A esta altura no importa demasiado cuántos casos más, similares al de Niembro o el de Centurión hay en el Gobierno de la ciudad, si son “operaciones o causalidades”, interesa la respuesta sólida de su titular, que no solo espera la sociedad en general sino también muchos de sus seguidores. Macri debería ser más cuidadoso a la hora de brindar respuestas, ya que decir que “fue un error de carga” 60 meses de pagos que nunca recibió un medio de comunicación social deja mucho que decir, y siembra cada vez más dudas que certezas que alientan no solo a una diáspora de las líneas menores de su espacio, sino que cada punto que pierda de ahora en más, lo aleja definitivamente de encontrarse en el ballotage disputando por llegar a la Presidencia de la Nación. Por lo tanto, resulta impropio y demuestra una vez más que no son erradas las sospechas de “amateurismo” político que se le adjudican, evidenciadas al tener a Niembro por dos semanas intentando “explicar la cuadratura del círculo” que le evaporó de la noche a la mañana una buena porción de sus electores, circunstancia en la que no va a solucionar su difícil momento político, con un silencio que lo acerca más a la culpa que a la inocencia, sumado a un desesperado ataque que por estas horas intenta en diversos medios de comunicación a través de sus “operadores políticos” a su principal oponente, el líder del Frente Renovador Sergio Massa, “proyectando” supuestos “arreglos” con el oficialismo, donde la realidad indica y esto hay que decirlo con contundencia pese a las “chicanas” que no hay ningún pacto Scioli-Massa.

Poco importa entonces, porque ya es tarde, si Macri propició que en la “Convención radical de Gualeguaychú” se le diera un marco formal a su entonces definida estrategia electoral, que le brindó el argumento político para dejar de lado a Sergio Massa formando un gran frente opositor, ante el cierto temor de perder la interna presidencial con el tigrense, un recelo que se acrecienta a medida que se acerca el 25 de Octubre y que al cerrarle la puerta al massismo, lo único que hizo Macri, y mal que le pese a sus “usinas” fue prolongar su “agonía política”, hoy potenciada por todos los casos de corrupción denunciados en CABA, fue una jugada política celebrada en el oficialismo, que privó a toda una oposición sin distinción de banderías de un rotundo triunfo electoral. Si Macri en vez de brindar explicaciones claras y precisas a la opinión pública, o de cuidar a sus aliados como el Senador Sanz quien habría amenazado con irse de la alianza si surge un nuevo caso de corrupción, se defiende atacando sin fundamentos a Massa, vuelve a cometer otro error en una seguidilla de desaciertos que en este escenario electoral en desarrollo, lo estarían dejando fuera de juego. Es un Macri, que a la luz de los hechos su mayor problema lo tiene en el interior de su espacio, su mayor dificultad es esa “fuente” inagotable, que por rencores o conveniencias políticas, brinda a la sociedad estas últimas semanas información que lo perjudica notablemente. Cuando el gran escándalo político que en los ’70 tuvo lugar en los EEUU denominado “Watergate”, sinónimo de todos los aquelarres políticos en el mundo, este no podría haberse develado sin “una garganta profunda”; tal vez en la política vernácula se denomine “topo”, y por estas horas habría hay un candidato presidencial que tendría el suyo, puro puro.

     twitter DufourOscar

Share Button

Los candidatos ya eligieron: Bein, Melconián y Lavagna

Los candidatos Scioli, Macri y Massa definieron quién estará a cargo de la política económica en caso de ganar la elección. La gravedad de la herencia les preocupa a todos los referentes.

Por Marcelo Bonelli |

La decisiones están tomadas y ya se ventila en el movimiento empresario quiénes estarían a cargo de la conducción económica del Presidente que reemplace a Cristina.

Daniel Scioli habría bendecido a Miguel Bein, que ganó hasta ahora la pulseada dentro del espacio oficialista.

Mauricio Macri también se habría definido y ungió a Carlos Melconián como el potencial futuro mandamás del Palacio de Hacienda.

Sergio Massa entregaría el manejo económico a Roberto Lavagna, quien ocuparía la estratégica Jefatura de Gabinete.

Uno de los tres –Bein, Melconián o Lavagna– conducirá la economía y recibirá la terrible herencia que deja Cristina. Nadie los designó oficialmente, pero Clarín confirmó que los presidenciales los bendijeron para trabajar en el armado de equipos y de los principales lineamientos económicos a instrumentar desde diciembre.

Scioli ya no lo oculta. El fin de semana, en medio de los cruces con Macri por la liberación cambiaria, dijo en público cuando habló del dólar: “Vean lo que dijo Bein sobre lo que vamos hacer.” Mario Blejer –por ahora– perdió esa pulseada. Hubo pasos en falso de su íntimo colaborador: no le gusta al candidato oficialista que Eduardo Levy Yeyati se promocione como consultor tanto de Scioli como de Macri.

Blejer utiliza para sus propuestas los trabajos técnicos de Elypsis, la consultora de Yeyati.

Pero Scioli separa los tantos. Por eso, Blejer ocuparía también un lugar destacado en caso de que el gobernador venza en la elección.

A diferencia de Yeyati, tanto Bein como Blejer cultivan la prudencia y no utilizan el acceso al candidato oficialista para promocionarse.

Bein hace tres años colabora en silencio con Scioli y fue quien trabajó para el armado de la propuesta de “desarrollo” que el gobernador repite como eje de su discurso de campaña. También bendijo la idea de Scioli de convocar a Miguel Peirano y propone una corrección gradual del desaguisado económico que deja Axel Kicillof. En la intimidad, habla de un leve ajuste cambiario.

Su aparición eclipsó a colaboradores tradicionales del sciolismo. Ahora muchos –también políticos– hablan en nombre de Scioli y no tienen ni idea de lo que quiere el candidato.

Bein es su actual referente económico. Está resuelto que no ocupará el ministerio de Economia, pero podría ser designado en un importante cargo: titular del BCRA o Jefe de Asesores Económicos. Scioli emulará a la Casa Blanca y armará ese comité de notables.

Bein –igual– cree que el principal cargo de la futura administración no está en Buenos Aires: el puesto más relevante será el de embajador argentino en EE. UU., para recomponer la relación con los mercados y la Casa Blanca.

Carlos Melconián es la contracara de Bein, aunque hoy se constituyó en el referente económico predilecto de Macri.

El líder del PRO no lo dijo públicamente como Scioli con Bein. Pero sus señales fueron inequívocas hacia adentro del equipo económico mixto que integran radicales y miembros de su partido. Macri lo blanqueó a su manera. Hace una semana fue a hablar al Cicyp y para enfrentar al establishment lo acompañó un solo referente económico: Carlos Melconián. Melconián tiene una larga relación con Macri y perfecta sintonía con el influyente Nicolás Caputo. Nicki, el empresario, es el principal asesor y consultor de Macri.

El extrovertido Melconián participa de la reunión de “los jueves”. Ahí, bajo la coordinación de Francisco Cabrera, se reúnen economistas del Pro como Federico Sturzenegger y Rogelio Frigerio, empresarios como Mario Quintana, Gustavo Lopetegui y Juan José Aranguren y economistas radicales como Alfonso Prat Gay y Nicolás Dujovne.

Melconián trata de mantener el bajo perfil. Es el mentor de la idea que expuso Macri de la flotación cambiaria y ahora propone algo novedoso: crear un comité de 20 especialistas multipartidarios para que auditen y diagnostiquen la verdadera herencia económica que deja Cristina. Un informe que se llevaría al Congreso.

Roberto Lavagna será el Jefe de Gabinete en caso de que triunfe Massa en las elecciones. Desde ahí controlaría la política económica. Massa proyecta hacerlo a través de un cambio fuerte en los ministerios: Planificación se dividirá en Obras Publicas por un lado y Energía por otro. Economía sería una cartera de presupuesto y deuda, mientras que AFIP y ANSES dependerían de la propia Jefatura de Ministros.

En todos los casos, Miguel Galuccio sería desplazado de YPF. Scioli trabaja en Energía con Jorge Sapag, que está enfrentado con el empresario. Macri con Aranguren, quien califica como pésima la gestión de Galuccio.

Pero la preocupación de todos los candidatos está centrada en el deterioro económico, que se acelera de la mano de Axel Kicillof. Macri y Massa temen por la herencia que podrían recibir. Hoy el Banco Central pierde 100 millones de dólares por día para tratar de sostener la cotización del dólar. Un ritmo insostenible hasta la entrega del gobierno, salvo que Kicillof seque las reservas de libre disponibilidad. Por eso el entorno de Scioli está inquieto por la política cambiaria de Axel Kicillof.

El ministro no deja de emitir señales a favor de una futura devaluación y el gobernador no sabe si detrás de esa política está el objetivo de perjudicarlo o es solo fruto de la inoperancia. El frío entre Cristina y Scioli volvió el 9 de agosto, mientras Kicillof no deja de superar récords de cotizaciones en el dólar blue. El temor de Scioli es que esta situación genere lo peor para su proyecto: espantar los votos de clase media que necesita para ganar en octubre sin ballotage.

Share Button

Macri, Scioli y el temor del “círculo rojo”

Por Joaquín Morales Solá

Daniel Scioli venía bañado por una epifanía electoral inverosímil. Las encuestas mejoraban sus números y Cristina Kirchner había dejado de operar en su contra. Pero Cristina es Cristina. Aquella tregua se convirtió en un desierto duro e implacable cuando lo mandó a Florencio Randazzo a atacar a un político que prefiere el silencio a la réplica. Ella misma rodeó a Randazzo. La Presidenta hace lo que mejor sabe hacer: golpear a alguien que no puede (o no quiere) responderle.  Sigue leyendo Macri, Scioli y el temor del “círculo rojo”

Share Button